viernes, octubre 07, 2005

El phishing evolucionó al pharming

Según informan una serie de entidades dedicadas a la seguridad informática, ha aparecido una nueva forma para la obtención de claves bancarias a través de Internet.

Debido a la gran cantidad de alarmas generadas desde las entidades bancarias hacia sus clientes para que no sean víctimas de estafadores que de manera inescrupulosa solicitan información en su nombre a través de correos electrónicos, los delincuentes han perfeccionado la técnica del ‘phishing’ mediante el 'pharming', un procedimiento más sofisticado y peligroso mediante el cual se manipula el archivo de dominios que utiliza el usuario para desviarle, cuando teclea la dirección de la página real del banco, a otro sitio web falso y que aparenta ser el de la entidad bancaria solicitada, sin que la víctima se de cuenta.

Para manipular el computador del usuario, se le envía un correo electrónico aparentemente vacío que, al abrirse, activa un programa que modifica los nombres de dominio y redirigen el navegador del usuario a un sitio web falso tras escribir en la barra de direcciones la dirección de su banco.

Lo recomendable, por ahora, es no abrir mensajes de correo electrónico de dudosa procedencia.
Publicar un comentario