viernes, marzo 13, 2015

Resumen Mobile World Congress 2015


La semana pasada en Barcelona, España, se llevó a cabo una edición más del Congreso Mundial de Móviles.

Como una ratificación de lo visto en el Consumer Electronic Show el pasado mes de enero, los dispositivos para vestir (wearables) han sido objeto de todas las miradas de los asistentes.

Para empezar, la compañía china Huawei no presentó novedades en la línea de teléfonos inteligentes pero hizo presencia con su Huawei Watch y los TalkBand N1 y B2, un par de brazaletes inteligentes. Todos estos dispositivos destacaron por su diseño, tamaño y funciones de personalización, superiores a la de la mayoría de los wearables de Anroid Wear.

Por su parte, la compañía LG presentó sus relojes inteligentes Watch Urbane y Urbane LTE. Lo interesante de estos dos modelos es que se apartan de Android Wear y operan con su sistema operativo propio, el webOS.

Uno de los grandes ausentes, sin duda, fue el Windows Phone.
Lo curioso de esta situación es que el gigante informático, que adquirió a Nokia como mecanismo para ingresar al mercado de teléfonos móviles inteligentes, solo presentó los modelos Lumia 640 y 640 XL que operan, al igual que LG, con un sistema operativo propio: el Windows Phone.

Ni siquiera con la liberación de licencias gratuitas para Windows 8.1 en dispositivos móviles, que suponía el repunte y entrada con paso firme de Windows en el mercado de teléfonos móviles inteligentes, logró desplazar a los sistemas operativos iOS de Apple y Android de Google.

Otro de los productos que sorprendió con  su presentación, sobre todo con el antecedente de la salida del mercado de las Google Glass, fueron las gafas Sony Smart Glass que, entre otras cosas, no tienen nada que ver con las Sony SmartEyeGlass.
Uno de los aspectos negativos en el diseño de este accesorio, es la cámara que sobresale del marco de los lentes, lo que hace que el propósito de las tecnología invisible sea imposible de cumplirse. Lo único destacable, por ahora, es que cuentan con un módulo que se puede adaptar a cualquier tipo de gafas que cuente con el sistema Clip-On, en últimas otra barrera de entrada para las Sony Smart Glass.

Finalmente, otro de los temas clave, de los que además no trascendió mucha información, es el relacionado con las declaraciones de Tom Wheeler , Comisionado Presidente de la Comisión Federal de Comunicaciones de Norteamérica, acerca de los principios de Neutralidad de la Red. Sobre ellos mencionó que él personalmente y el Presidente de Estados Unidos de América, Barack Obama, siempre han apoyado dicha iniciativa.

En resumen, Wheeler recordó a los asistentes que la Neutralidad de la Red está fundamentada en tres principios:
No bloquear: que consiste en que para prevenir la censura y la discriminación, los proveedores de internet no podrán bloquear acceso a sitios web o servicios específicos.

No trolear: que consiste en que los proveedores de internet no podrán disminuir deliberadamente las velocidades de descarga de contenidos para aplicaciones o sitios de internet.

No pagar por priorización: que consiste en que los proveedores de internet no podrán cobrar cargos extra por tener una mayor velocidad de acceso a datos o contenidos específicos.

Finalmente, Wheeler presentó la propuesta de que internet sea un servicio público que, de ser aprobada, le daría herramientas legales suficientes para velar por que estos tres principios sean aplicados y defendidos.

Lo importante de estas declaraciones y lineamientos de uno de los órganos más influyentes a nivel global en la  definición de políticas de telecomunicaciones, es que sienta las bases para que a través de la legislación comparada, otras naciones utilicen los mismos argumentos para garantizar el respeto a los derechos de los usuarios de internet.

@jmospina
Publicar un comentario